Probablemente ya habrás notado las bajas temperaturas en la calle, y en casa. Y es que, si no cuentas con un buen aislamiento, el frío puede entrar en tu vivienda, haciéndola mucho más incómoda. Como expertos en la carpintería metálica en Toledo te ofrecemos la posibilidad de instalar unos cerramientos adecuados para asegurarte el mejor aislamiento en el interior de tu vivienda. Para ello empleamos ventanas con rotura del puente térmico.

El puente térmico es una zona donde se transmite más fácilmente el calor, por las características del propio material o por el espesor. Es algo que sucede con las ventanas de vidrio aislante con marco de aluminio. El problema es que, aunque el doble cristal es un buen aislante, el aluminio es conductor, por lo que puede dejar escapar parte del calor.

La rotura del puente térmico permite evitar esa transmisión del calor. ¿Cómo se consigue? Muy sencillo, tan solo hay que evitar que haya un contacto entre la cara interior y la exterior, intercalando un mal conductor, lo que permite reducir las pérdidas de calor. En el caso de las ventanas de aluminio se emplea, habitualmente, un perfil separador de plástico embutido en el perfil de aluminio.

En el caso de que quieras mejorar el aislamiento en tu casa te animamos a que empieces por revisar las puertas y ventanas. Si necesitas hacer algunos cambios solo tienes que pasarte por Montajes Arjosan. Nuestro equipo se encargará de estudiar tus cierres para comprobar cuáles pueden ser las mejores alternativas.

Contamos con gran experiencia en la carpintería metálica en Toledo. Nuestras ventanas te aseguran unos cierres herméticos para evitar la entrada del frío o del ruido.